“Escenarios futuro dax”, comentario del mercado 01/02/2017

Hoy y sin que sirva de precedente, vamos a dar un toque más formal al comentario que todas las noches hacemos del mercado. Podríamos decir que incluso le vamos a dar un tono didáctico, pues pretendemos haceros ver cuáles son a nuestro juicio los escenarios en los que nos podemos encontrar.

Lo vamos a hacer con el futuro del dax (si está difícil el dax, con el eurostoxx lo tenemos todavía peor).

De este modo, vamos a partir del escenario a más largo plazo que hemos planteado y que en gráfico diario del futuro continuo del dax, es el que se puede ver en la figura número 1.

Según esta gráfica, estaríamos intentado finalizar la onda 3ª de una onda segunda de orden superior. El escenario que nos presenta esta gráfica es claramente alcista.

En cuanto al presente más inmediato, diríamos que nos podemos encontrar en varios escenarios, si bien vamos a centrarnos en los que a nuestro juicio consideramos como más “probables”, entrecomillamos probables, pues si algo hemos aprendido es que cuando se trata de hacer predicciones con los mercados a largo plazo, lo más “probable” y seguro es que erremos en nuestro diagnóstico.

Así las cosas vamos a dar los dos escenarios que a nosotros más nos convencen, y estos son:

A) Tomamos el inicio de la onda 1ª en el mínimo marcado tras la espectacular caída de los mercados del 26 de junio del pasado año 2017, como consecuencia del resultado del referendum en UK. Hemos hecho el recuento a partir de este mínimo y ahora estaríamos haciendo la onda 3/5, concretamente en la onda 4ª de la 3/5.

Este recuento nos parece más “acertado”, pues todavía nos faltaría ver el final de la tercera de la 5ª, es decir 3/5 (en el escenario B consideramos que ya se ha hecho, más adelante lo veremos).

Qué por qué nos decantamos por este escenario en lugar del B), pues estas son nuestras “razones”:

1.- No nos convence que no tengamos una onda 3ª extendida, la relación entre la 1ª y la 3ª es prácticamente la misma (estamos hablando del escenario B).

2.- No hemos visto los recortes típicos de las onda 4ª (la tan famosa “maldita 4ª). En este sentido pensamos que lo que estamos viendo estas últimas jornadas, no sea más que esa maldita cuatro que echamos en falta.

3.- Nos faltaría un impulso más al alza que nos culminase y de una vez por todas nos finalizara la onda 3/5.

Este recuento sería el correspondientes a la figura 2.

B) Tomando igualmente que en el recuento A) la caída del brexit, y la posterior recuperación, hemos efectuado el recuento desde el mínimo de ese día, colocando la onda por X3, en el máximo del día 26 de enero del presente año 2017.

Este escenario nos indicaría que se ha finalizado la 3/5, y que a partir de ahora vendría la la 4/5, con los consiguientes retrocesos normales en una onda 4ª. Este gráfico que ahora no nos convence tanto, hace días e incluso semanas, nos parecía el más acertado, avalado por las continuas pautas “pseudoterminales” que hemos visto, pero que no han llegado a dar el pistoletazo bajista (en este caso) que nos indicase el cambio de tendencia.

Escenario correspondiente a la figura 3.

En resumen podemos decir:

– Sea cual sea el escenario acertado, “parece” que de momento, en el más corto plazo, se imponen “los cortos”, si bien en el escenario A serían de menor recorrido que en el B.

– La evolución más inmediata por lo que al dax se refiere y en el cortísimo plazo, va a depender de que no pierda el mínimo del 23 de enero (11,506) que, en caso de ser perforado ese mínimo abriría paso a mayores caídas.

– Puede que la caída de estos días atrás nos haya formado la onda a de una pauta correctiva que, tardaríamos días en ver cómo se resuelve, pues ya sabemos que la onda b suele ser más larga en el tiempo que la a.

– Si tuviésemos la “fortuna” de ver la formación de esa pauta correctiva, nos daría la oportunidad de podernos posicionar largos, si viésemos una figura clara de agotamiento en el onda c, y sacar unos cuantos puntos de la onda 5ª de la 3ª.

– Hemos repetido hasta la saciedad que, no somos adivinos, y que todo esto no son más que elucubraciones y “calentamientos” de cabeza que, nos pueden poner alerta de los posibles movimientos de los mercados en un futuro próximo.

Los próximos días auguran que serán de lo más divertido y apasionante, y esperemos que también lo sea de lo más provechoso para nuestra cuenta. El mes de enero si bien finalizó en positivo, fue muy parco en operativas (muy aburrido).

No os entretenemos más, que tengáis un final feliz de día y mañana nos volvemos a ver.

    Figura 1

     Figura 2

    Figura 3